creative commons

Hoy en día puede decirse que el acceso al conocimiento se ha democratizado, en gran parte, gracias a internet y a las posibilidades que brinda la sociedad de la información. Sin embargo, hay un importante volumen de contenidos científicos-sanitarios que no están disponibles en abierto, entendido esto como acceso inmediato, sin requerimientos de registro, suscripción o pago. En esta ocasión, contamos con la colaboración de la Biblioteca Virtual del Sistema Sanitario Público de Andalucía para contarnos de primera mano su experiencia en este tema con un nuevo proyecto: el repositorio de contenidos de salud.

Se acerca final de año: ese tiempo para hacer balances y listas de buenos propósitos. Aquí están los nuestros.

Compartir conocimiento y datos es una de las características nucleares de lo que se denomina web 2.0.